Maikel Moreno, presidente del Supremo chavista entre lujos y sobornos

0
86
Infografía de las sanciones del presidente del TSJ venezolano Maikel Moreno. TRANSPARENCIA VENEZUELA

Moreno está siendo acusando desde el distrito Sur de Florida, oficina que ha obtenido detalles de su compleja red de corrupción


 

Diario Las Américas (USA) – 04/04/2020

REDACCIÓN.- En la denuncia que cursa en los Estados Unidos contra el actual presidente del Tribunal Supremo de Justicia chavista, Maikel Moreno, aliado incondicional de la dictadura, se incluye el cobro en dólares de sumas millonarias por sobornos, manipulación de expedientes judiciales con el fin de dañar a un detenido, cuentas personales fuera de Venezuela con cuantiosas sumas, extorsión, entre otros delitos como el lavado de dinero.

Moreno ocupa de manera ilegítima el cargo de presidente del Tribunal Supremo de Justicia, ya que fue nombrado a dedo por el régimen de Nicolás Maduro cuando persiguió a los que en 2017 habían sido designados por la Asamblea Nacional legítima para ocupar los honorables cargos del TSJ.

La acción presentada contra Moreno cursa en el distrito Sur de Florida, donde consta en expediente los señalamientos según los cuales Moreno habría recibido “decenas de millones de dólares para arreglar ilegalmente casos civiles y penales en Venezuela”.

Según la página Transparencia Venezuela, el magistrado es el funcionario judicial más sancionado internacionalmente. “42 países han cuestionado su actuación, en especial por los fallos judiciales que dieron paso a la usurpación de funciones de la Asamblea Nacional (AN). Se le señala por su responsabilidad en el deterioro de la democracia, el Estado de Derecho y los derechos humanos en Venezuela”.

Pagos millonarios

Dentro de una investigación sobre casos de corrupción de fondos de PDVSA, se reveló una extensa corrupción dentro del sistema de justicia penal venezolano donde los participantes no buscan resolver casos basados en evidencias; sino que por el contrario buscan «soluciones» a los casos haciendo pagos de sobornos a fiscales y jueces.

El informe indica que “de 2012 a 2016, los movimientos bancarios de Moreno, a quien llaman denunciado, muestran aproximadamente $3 millones en ingresos a las cuentas del denunciado, principalmente el depósito de grandes transferencias de dólares desde corporaciones con cuentas bancarias extranjeras” vinculadas a una persona identificada como Conspirador 1, que describen como un abogado “exdefensor penal en Venezuela que actualmente controla una empresa de medios en Venezuela”.

Citan como ejemplo que cerca del 23 de abril de 2013, el denunciado recibió una transferencia bancaria de aproximadamente $500,000 de una cuenta bancaria en Suiza de una empresa panameña llamada Western Cape Holding («Western Cape»). Del mismo modo, aproximadamente el 28 de noviembre de 2014, el denunciado recibió una transferencia bancaria de aproximadamente $200,000 de una cuenta bancaria austriaca de una compañía beliceña llamada Eaton Global Services Limited («Eaton Global»). Basado en registros bancarios y declaraciones de testigos, Coconspirador 1 (dueño de medios de comunicación) controla tanto Western Cape como Eaton Global.

Justicia corrupta

En la denuncia se asegura que Estados Unidos ha obtenido evidencias que detallan el recibo personal de dinero y propiedad del denunciado como sobornos para “influir en el resultado de los casos civiles y penales en Venezuela en los últimos años. Como descrito por estos testigos y corroborado por otras fuentes, el denunciado recibió el soborno a cambio de acciones judiciales, como ordenar a los jueces de los tribunales inferiores que liberen a denunciados particulares o desestimen casos particulares”.

Infografía de las sanciones del presidente del TSJ venezolano Maikel Moreno. TRANSPARENCIA VENEZUELA

Según detalles contenidos en la denuncia Moreno recibió “pagos de sobornos por acciones judiciales en al menos veinte asuntos diferentes”, y en casos civiles.

De acuerdo al documento publicado por el Departamento de Justicia de Estados Unidos, Maikel Moreno habría autorizado la incautación y la venta de una planta automotriz de General Motors con un valor estimado de US$ 100 millones a cambio de un porcentaje personal de los ingresos. Como resultado de la incautación, GM dejó de operar y salió de Venezuela.

En otro caso de corrupción se señala que él recibió un millón de dólares de sobornos hechos a un contratista de PDVSA. Con la suma recibida se compró un edificio en la urbanización Las Mercedes, a través de una empresa y una persona que le sirven de fachada.

El sueño americano en el sur de la Florida

La acusación revela datos sobre lo dispendioso que habría sido el actual presidente del TSJ venezolano en territorio de EEUU. Los registros bancarios indican que Moreno habría gastado entre 2012 y 2016 “aproximadamente US$3 millones, principalmente en el área geográfica del sur de Florida”. Moreno habría pagado cerca de US$ 1 millón en un avión privado y un piloto privado, refiere el documento de acusación.

También se señala que habría gastado miles de dólares en tiendas de categoría. Se detalla que el magistrado canceló “más de US$ 600.000 en compras con tarjeta de crédito o débito en tiendas principalmente en el sur de Florida (incluyendo decenas de miles de dólares en tiendas de lujo en Bal Harbour, como Prada y Salvatore Ferragamo) (…)”.

A ello se suma “alrededor de US$ 50.000 en pagos a una tienda de reparación de relojes de lujo en Aventura, y aproximadamente US$ 40.000 en pagos a un director de concurso de belleza venezolano”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.