PDVSA viola sanciones de EEUU usando «barcos fantasmas» de Emiratos Árabes Unidos

0
60
PDVSA viola sanciones de EEUU usando «barcos fantasmas» de Emiratos Árabes Unidos. (Archivo).

Al menos tres compañías emiratíes han apoyado a Maduro con pactos para comercializar petróleo venezolano y oxigenar económicamente a los personeros del chavismo


 

Milagros Boyer / PanAm Post (Latinoamérica) – 31/12/2020

El régimen de Nicolás Maduro ha intensificado de manera preocupante la creación de nuevas estrategias para evadir las sanciones de Estados Unidos. Estas tácticas ahora incluyen aliados en el Medio Oriente. Dichos pactos tienen como fin establecer un esquema internacional, además de ilegal, que permita comercializar petróleo venezolano y oxigenar económicamente a los personeros del chavismo.

A la dupla que funge como soporte de la tiranía chavista en el extranjero, es decir China y Rusia, ahora se suma la conexión de Emiratos Árabes Unidos (EUA), señala Reuters. En concreto, el medio alemán habla de al menos tres compañías emiratíes que han apoyado a Maduro.

Esta aseveración surge luego de un cruce de datos de documentos internos de la petrolera estatal de Venezuela, conocida como PDVSA, con los datos de seguimiento de embarcaciones provistos por la firma Refinitiv Eikon. Tales cifras llevaron a determinar que estas empresas han transportado millones de barriles de crudo venezolano.

«La actividad naviera muestra cómo EAU, uno de los aliados más cercanos de Washington en Oriente Medio, es un centro de operaciones para empresas que están ayudando a Venezuela a evadir las sanciones estadounidenses», agrega Reuters.

Las empresas fantasma aliadas del régimen

La compañías involucradas son Muhit Maritime, Issa Shipping FZE y Asia Charm Lt. Curiosamente, estas entidades emiratíes son pocos conocidas en el área del transporte de petróleo. De hecho, sus flotas son relativamente nuevas, pues se armaron desde principios de 2019. La identidad de sus propietarios también es un misterio. Tampoco hay detalles de las empresas incluidos en el registro corporativo de EAU.

Asimismo, dichas corporaciones cuentan con embarcaciones que desde entonces han hecho casi exclusivamente viajes relacionados con Venezuela, destacan datos de monitoreo de tanqueros recogidos por Reuters. De igual forma, se les señala como los responsables de 3,9 % de las exportaciones de crudo venezolano. El costo de estos servicios se estima en 208,5 millones de dólares.

La pregunta surge casi de manera automática: ¿Cómo unas empresas inexpertas tienen los instrumentos para convertirse en cliente de PDVSA? El procedimiento se centra en la obtención de buques sancionados por el Departamento del Tesoro de Estados Unidos. Al conseguir la propiedad, las empresas los rebautizan, de modo que puedan mantenerlos comercializando petróleo venezolano de manera ilegal.

El ejemplo surge con Muhit Maritime. Entre julio y agosto esta empresa asumió la gestión de tres buques que compró a una empresa, cuyos tanqueros sancionó Estados Unidos. Posteriormente, se hace un cambio de nombres a los buques e inician labores, que en este caso, según documentos citados por Reuters, muestran alrededor de 40 millones de dólares en operaciones.

«Un documento naviero muestra que el 31 de julio, el recién renombrado Almada zarpó con unos 650.000 barriles de crudo Boscán venezolano tras una transferencia de barco a barco desde el Alasfal frente a la costa de Venezuela. Tres semanas después, el 21 de agosto, el Alsatayir cargó otros 650.000 barriles de crudo en una transferencia similar de barco a barco», también indica la nota de la agencia.

Las otras dos empresas citadas también han aplicado método parecido y lidiado con crudo venezolano anteriormente.

PDVSA también involucra a sus clientes en artimañas

No es poco frecuente encontrar el nombre de PDVSA en entramados de corrupción. Desde que el presidente Donald Trump arreció las sanciones contra los personeros del chavismo en el país caribeño, los negocios opacos del régimen se han multiplicado de manera exponencial.

En este momento, la estatal petrolera venezolana surge como uno de los principales comodines de Nicolás Maduro para transar negocios a nivel internacional a cambio de crudo con grandes descuentos. Una táctica que usan para traer a clientes que quieran atreverse a participar en alguna transacción.

Un ejemplo de ello fue la serie de operaciones donde se usó a la compañía tailandesa Tipco Asphalt, uno de los principales clientes de la estatal petrolera, como un procesador de pagos de facturas a terceros para PDVSA, de acuerdo con un reportaje de AP.

Tipco cumplió estas funciones para PDVSA a cambio de recibir grandes descuentos en el precio del petróleo. Para «endulzar» este trato y asegurar un cierre, los ejecutivos de la compañía petrolera se encargaron de ofrecer una oferta difícil de rechazar.

«Cuando los precios internacionales del crudo rondaron los 41 dólares este verano, PDVSA ofreció a Tipco descuentos en su crudo Boscán de alrededor de 25 dólares por barril en un envío de 700.000 barriles, según un resumen de cuatro páginas de la propuesta, dirigida al director de operaciones de Tipco», reseñó la nota de AP.

Sin embargo, los daños que puede conllevar estos tratos con el régimen venezolano no son pocos. Tipco Asphalt estaba en la mira de Estados Unidos para ser también sancionada por llevar a cabo operaciones con una empresa sancionada por la administración norteamericana.

Esta presión incesante hecha por Estados Unidos dio sus frutos. El 11 de septiembre, Tipco anunció que frenaría la compra de crudo a Venezuela. Las razones fueron estrictamente relacionadas con las presiones de la administración Trump.

Estados Unidos con la mirada fija en los aliados de Venezuela

Washington no solo se ha detenido a mirar los clientes de PDVSA, para encontrar incongruencias como la referida anteriormente, sino que sus otros aliados también han sido señalados y como resultado, sancionados. En este caso la referencia se hace a Irán, nación que señalan de utilizar empresas emiratíes para facilitar exportaciones de crudo.

El Departamento del Tesoro de los Estados Unidos ha sancionado a más de media docena de entidades con sede en Emiratos Árabes Unidos este año.

En este caso, el motivo de las sanciones emerge al aludir que estas compañías estaban involucradas en compras o intermediación en la venta de petróleo y productos petroquímicos iraníes. Tal aspecto viola las sanciones impuestas al país árabe.


  • Milagros Boyer / Periodista venezolana radicada en Argentina. Licenciada en Comunicación social y magíster en Literatura con experiencia en la cobertura de política, así como economía latinoamericana.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.